VR

El Porqué del Inbound Marketing

Si los clientes evolucionan, el marketing también

Uno de los grandes impactos del desarrollo de internet, es el acceso a una plataforma de comunicación de “ida y vuelta” con las marcas. Un consumidor cada día más informado y el acceso a un “inventario” de productos, información y servicios abierto y simétrico.

Los usuarios hoy en día están acostumbrados a interactuar con interfaces y aplicaciones -experiencias- de primer nivel como Netflix, Youtube y Spotify. El gran desafío es construir experiencias digitales que logren atraer, ser útiles -relevantes- y retener a nuestros clientes.

Es así como el marketing ha tenido y debe evolucionar hacia la atracción de los clientes, a partir de sus intereses con foco en “experiencia”, en vez de centrar los esfuerzos en planes de venta de productos o servicios hacia el cliente. 

El inbound marketing nace en respuesta a los cambios de comportamiento de los consumidores. Quienes estamos más empoderados y contamos con mayor control de la información que “queremos” recibir y cómo. Outbound marketing, en cambio, es sinónimo de comunicación unidireccional -desde la empresa al cliente- donde ésta era la que mantenía el control.

El posicionamiento y reputación de marca ya no sólo depende de ésta, es una construcción donde el cliente es parte fundamental.

Inbound Marketing

El centro de una buena estrategia de inbound marketing es el contenido. Pero -ojo- hoy hay demasiada información dando vueltas por internet, una más valiosa que la otra. La información se encuentra disgregada, por lo mismo la base estratégica del inbound marketing es la encontrabilidad -estructura- del contenido. Es decir, con foco en la demanda de información desde la forma en que el consumidor la busca.

Por último, el inbound marketing es medible y accionable, además de ser más barato (esto analizado a partir del costo por lead) que la mayoría de los medios utilizados por el outbound marketing:

Internet sigue y continuará impactando en nuestros consumidores tanto en como buscar, encontrar, comprar, cotizar y por ende, interactuar con las marcas. Los días para la publicidad intrusiva están contados. No más “spray and pray”.

Fuentes: Hubspot y análisis equipo RHS Consultora 2019

Scroll to Top